Murió Diego Maradona

0
219

La vida de Diego Maradona fue un trepidante viaje que recorrió de manera caótica momentos como futbolista, director técnico, manager, conductor televisivo, comentarista, asesor motivacional, embajador deportivo en Dubai y hasta presidente honorario en un club de Bielorussia.

El histórico futbolista argentino Diego Armando Maradona falleció a los 60 años de un paro cardiorrespiratorio tras estar en recuperación de una operación en la cabeza que le habían realizado hace unos días.
El entrenador de 60 años estuvo a principios de este mes diez días internado en una clínica de Buenos Aires por anemia, deshidratación y con un “bajón anímico”, pero al hacerle chequeos se le diagnosticó un hematoma subdural por el que fue operado.
Luego, el técnico de Gimnasia y Esgrima La Plata tuvo “algunos episodios de confusión” que los médicos “asociaron” a “un cuadro de abstinencia”.
Diego Maradona, el niño de un barrio pobre de Buenos Aires que se convirtió en legendario futbolista murió este miércoles al mediodía. El pasado 30 de octubre cumplió 60 años.


Nacido en 1960, vivió su infancia en Villa Fiorito, un barrio muy pobre de la periferia de la capital argentina donde comenzó a destacarse por sus maravillas con la pelota.
Casi dos décadas después, se consagró como estrella universal del fútbol, cuando con la cinta de capitán de la selección argentina alzó la copa del Mundial de México 1986. Fue allí donde anotó sus goles más famosos: el polémico de la ‘mano de Dios’ y el mejor de la historia de los mundiales, ambos frente a Inglaterra en cuartos de final (2-1). En Argentina, Maradona despertó devoción y pasiones.
“Quisiera ver al Diego para siempre, gambeteando (haciendo regates) toda la eternidad”, entonaba la banda roquera Ratones Paranoicos, en una de las decenas de canciones que inspiró el Diez.
Con la casaca albiceleste, lloró de bronca al recibir la medalla de subcampeón en el Mundial de Italia 1990. Jugó otras dos copas del mundo: España 1982 y Estados Unidos 1994, cuando pronunció su frase “me cortaron las piernas”.

Leave a reply